5 Técnicas útiles para estudiar con niños inquietos o despistados (I)

Niños despistado y aburridoHay niños que por su naturaleza, por su personalidad, son más despistados que otros. Pero eso no implica que no se pueda trabajar con ellos para poder mejorar.     No olvidemos que los niños aprenden por modelado y sus principales figuras de referencia son sus padres. Es importante que demos a los niños un modelo atento y organizado.

A los niños se les puede enseñar desde bien pequeñitos a estar atentos a sus cosas, a guardarlas en su sitio para luego no tener que buscarlas y no perderlas. Y a responsabilizarse de sus cosas, que ellos ayuden a preparar la mochila del cole, que les digamos que puedan meter ellos el bocadillo, que ayuden a preparar el material de las extraescolares… Todo esto ayuda a que el niño cada vez vaya siendo más autónomo, más maduro, y que se haga responsable de sus cosas. Si lo hacemos de esta forma, cuando el niño tenga que empezar a hacer deberes o a estudiar, será una prolongación de su responsabilidad, y verá natural y normal que sea él quien se tiene que hacer responsable de sus deberes.

Cuando un niño es despistado, no nos vale colgarle ese cartel y no exigirle que esté pendiente de sus cosas o que no pueda hacer los deberes solos; sino que tendremos que trabajar con él para que vaya mejorando su “despiste”.

 Cinco pasos a seguir con niños despistados:

  1. Desde pequeños deben responsabilizarse de sus cosas, que no vean que no es necesario recoger sus juguetes o estar pendientes de ellos porque otros adultos los van recoger o a guardar.
  2. Si pierden algo, no hay que reponerlo de inmediato. Tienen que aprender el coste de haberlo perdido.
  3. Cada cosa tiene un sitio. Establezcamos con el niño dónde vamos a poner cada cosa, y mantengamos su sitio.
  4. Trabajemos los hábitos desde bien pequeños, no esperemos a que sean “mayores”. Todos los días nos podemos sentar un ratito a trabajar en la mesa de estudio, en el mismo sitio a la misma hora a leer, hacer letras…
  5. Establezcamos tiempos cortos de trabajo, y poco a poco los iremos alargamos. No pretendamos que los niños estén horas trabajando ellos solos. Se pueden fijar periodos de trabajo de 20-25 minutos, y después establecer un descanso de 5 minutos.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s